18 mar. 2010

Mensajes de Cuaresma del P. Laurence, 16 de Marzo


Qué diferente el mundo verde se ve con la luz del sol. Qué afirmación de esperanza nos muestra que la primavera no nos ha olvidado. Es verdad que hay belleza en los días grises y en los arboles desnudos, pero podemos sentir que la primavera y el verano incorporan la profunda y central verdad de toda la vida. El resto es preparación y cierre en el reino del tiempo. Aquellos que viven en los trópicos tienen diferentes lecciones en diferentes colores para leer el libro de la naturaleza. El constante florecimiento es parte del ciclo universal de muerte y de renacimiento. Hoy, como en eras pasadas, podemos leer el libro simultáneamente en su diversidad global. Podemos ver y oler sus diferencias gloriosas. Esta es la seña de la nueva sacralidad de nuestros tiempos, una espiritualidad de mayor perspectiva y de inclusividad. Esto explica porqué la Cuaresma es el cambio de signo de las estaciones.


Laurence Freeman